En esta semana me gustaría ir un poco más allá de las tendencias de corte, color o peinado. Hablaré de la relación entre la salud del cabello y el cuero cabelludo y la nutrición. Como muchos sabemos, somos lo que comemos y aunque yo no soy un experto en nutrición; por mi experiencia y expertis como profesional del cabello he comprobado que ciertos alimentos o rutinas alimenticias ayudan a la salud del cuero cabelludo y cabello.

El alimentarse bien, con una dieta balanceada y sana no garantiza que no se nos caerá el cabello o que aumentará el brillo; simplemente ayudará y apoyará a la salud y bienestar del cuero cabelludo y por ende al cabello.

Entremos en materia, el primer tipo de alimento que es básico son las proteínas, ya que por ejemplo, el pescado, el salmón y el atún son ricos en Omega 3 que te ayudarán al brillo. La carne roja, los frijoles, las espinacas, entre otros, son ricos en Hierro, éste mineral le aportará fuerza al cabello para que no se vuelva quebradizo.

Ahora, pasemos a las vitaminas A B C. Vitamina A, que mas allá de mantener sana la piel, conserva un balance en la producción de sebo o grasa del cuero cabelludo, ayudando a la humectación del mismo sin volverlo grasoso. Algunos de los alimentos que te ayudarán a mantener el balance son, huevo, zanahoria, almendras. La Vitamina B, súper potente, servirá de apoyo a las personas que sufren de la caída del cabello, frutas secas y frescas, verduras, cereales y productos lácteos. Vitamina C, vegetales  de color rojo o naranja y cítricos, serán los encargados de aportarle al cabello hidratación y más fuerza.

Los alimentos anteriores proporcionan los nutrientes básicos para tener un cuero cabelludo y cabello sano. Ahora también, podemos referirnos a casos particulares como canas o la exposición del cabello al sol.

Para las no muy queridas, pero inevitables cana, los alimentos que nos ayudarán a retrasar la pérdida de pigmento en el cuero cabelludo, serán los ricos en Zinc como los huevos, pescados, carnes rojas, ostras y productos lácteos.

Y para la protección de tu cabello cuando será expuesto al sol, debes tener una dieta rica en ácido fólico, aumentando la ingesta de cacahuates (maní), lentejas, garbanzos, aguacate, banana, jugo de naranja, etc.

Como te puedes dar cuenta, una alimentación balanceada no solo ayudará a cuidar tu salud general y figura, sino que también aportará los nutrientes necesarios para tu cuero cabelludo y cabello. No dejaré de mencionar que con un cuero cabelludo sano, tu cabello lucirá radiante. Siempre tenemos que atacar el problema de la raíz, así que antes de preocuparte y gastarte fortunas en tratamientos o pastillas para el cabello, analiza tu dieta y ármala de acuerdo a las necesidades de tu cabello. Lo anterior te ayudará muchísimo, así que comparte con tus amigos estos útiles consejos. Obviamente que un buen corte de cabello es súper importante!

Así que como les digo siempre… Saca esa energía de la Belleza que llevas dentro y cuida tu alimentación para que te sientas y te veas súper bien, renuévate!!

Hasta la próxima!!